Quiero a la Luna Viajar

Autor: Raquel Bonilla

Ilustradores: Pilar Puyana y Verónica López

Corrección: Federico G Witt

Género: poesía infantil

Este relato es propiedad de Raquel Bonilla y sus ilustraciones pertenecen a  Pilar Puyana y Verónica López. Todos los derechos reservados.

Quiero a la Luna Viajar

Quiero a la luna viajar

para poderla tocar.

La veo desde mi cama

cuando el cielo se calma.

Ilustración de Pilar Puyana

¿Cómo llegaré tan lejos?,

¡mis patines están viejos!

En un globo montaré,

¡no sé yo si llegaré!

El tren queda descartado,

a volar aún no ha llegado.

Busco algo con grandes alas

que traspase nubes blancas;

una avioneta ruidosa,

rápida y de color rosa.

La gasolina no dura,

aún no llego a la luna.

¿Y si en un barco gigante

viajo como ­­­­­­­­­­un navegante?

Surcaría yo los mares

con pulseras y collares.

El barco no llegaría,

aunque mucho correría.

Tengo yo un patinete,

le echaré un poco de aceite,

pero solo con tres ruedas

no se llega ni a Bruselas.

¿Y viajar en submarino?,

¡ay qué sueño tan divino!

En el agua su reflejo,

de la luna el espejo.

Quiero llegar a la luna

antes de llegar la una.

Quiero de cerca mirarla

y por fin así tocarla.

Es un sueño muy difícil,

pues cumplirlo no es tan fácil.

¡Una idea he tenido!,

será muy entretenido:

construir una avioneta,

grande y de color violeta.

Podré llegar a las nubes,

esponjosas y azules,

pero ¿llegaré a la luna?

Ni montado en aceituna.

¿Una avioneta tan alta?,

ni aunque fuese de plata.

¿Qué vehículo utilizar?,

quiero mi sueño realizar.

Ilustración de Verónica López

¿Un cohete llegaría?

¿Crees que se pararía?

Un tractor surca la tierra,

pero a la luna no llega.

Una moto es muy ligera,

corre mucho y no pesa,

pero creo que no vuela,

aunque lo diga la abuela.

Antes viajaban en carros,

pero dicen que son tarros.

El caballito galopa,

corre y come mucha sopa,

pero a la luna no puede

llegar pronto aunque quiere.

La cigüeña tiene alas,

blancas, negras y muy largas,

¿Querrá llevarme a la luna,

o se quedara sin plumas?

Yo conozco a una gaviota,

pero es muy cabezota.

En el coche de mi abuelo

puedo llegar solo al pueblo.

Es tan blanca y reluciente

que parece un pendiente;

me gustaría cogerla

y en mi habitación tenerla.

Ni en tren ni en autobús llego,

ni siquiera por los pelos.

Probaré con una nave.

¿Alguien encontrarla sabe?

Tiene luces y es redonda,

gira como una peonza.

Tanto pensar me dio sueño,

pues aún soy algo pequeño.

Dormiré tranquilamente

con mi peluche clemente.

Oh, mi sueño he realizado,

a la luna he llegado.

Soñando puedo tocarla

y por fin acariciarla.

Conseguirlo era muy fácil

pues dormir no es difícil.

Anuncios
Comments
4 Responses to “Quiero a la Luna Viajar”
  1. Es un placer poder ver un poema ilustrado con tanto gusto, ha quedado precioso. A mis alumnos les ha encantado, Gracais

  2. Pilar Puyana dice:

    Ha sido un placer trabajar con tan buen equipo, gracias a las dos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: