20ª Convocatoria: El Fantasma de los Libros

El Fantasma de los Libros

 

Ilustración de Rosa García

Recuerdo el primer momento en que supe cual quería que fuese mi futuro. Tenía apenas ocho años y de la mano de mi madre entrábamos en aquel edificio, subiendo unas enormes escaleras que me llevarían a otro mundo.
Para cualquier persona, no era más que una biblioteca, pero para mí era algo especial. Un lugar lleno de aventuras…
-Mamá, de mayor quiero vivir aquí- le dije de forma inocente.
Desde aquella vez, no hubo un solo día que no le hiciera una visita por el mero hecho de sentirme rodeado por todas aquellas historias.
Una noche, de regreso a casa con mis padres, pasamos frente a la biblioteca. A esas horas parecía incluso más especial. Fue cuando, en una de las ventanas, pude ver una extraña silueta que parecía mirarme fijamente a los ojos. Por más que mis padres dijeran que era imposible yo no les creí, estaba seguro de lo que había visto, alguien que para mí siempre sería “el fantasma de los libros”.
Tengo ya 40 años y como podréis imaginar, trabajo en una biblioteca. Puede que no sea un gran trabajo, pero me permite hacer lo que me gusta, estar rodeado de libros. Además, tengo la suerte de poder ir por las noches, cuando aprovecho para hacer lo que es mi gran pasión: escribir.
Recuerdo que las primeras noches recorrí la biblioteca buscando aquella silueta que vi de pequeño. Qué dirían mis padres si, a mi edad, me vieran buscando fantasmas.
Y, cuando yo mismo recordaba aquel día de mi infancia como algo salido de la imaginación de un niño, fue cuando lo vi.
Caminaba en silencio, con una linterna como único punto de luz y de pronto al girarme… ahí estaba. A varios metros de mí, reflejado en la ventana, medio desfigurado por una luna llena que intentaba colarse en el edificio. Me asusté, di un paso atrás y me di cuenta que él también lo hacía. Moví la linterna de un lado a otro y empecé a sonreír al ver que lo que tenía delante no era más que mi propio reflejo en los cristales que por tanto parecía copiar todos mis movimientos. Entendí entonces que, al igual que yo, alguien en el pasado se había acercado a aquella ventana con la linterna en la mano, quizá buscando también su fantasma.
Supongo que ya desde niños todos tenemos nuestro fantasma de los libros. De nosotros depende que se esconda o salga a la luz. El mío, me sigue fiel en mis paseos por la biblioteca.

Jesús Cernuda

Anuncios
Comments
6 Responses to “20ª Convocatoria: El Fantasma de los Libros”
  1. Mariola dice:

    Gran introducción, Jesús, y gran verdad. Siempre hay algún libro especial que nos marca antes o después y nos persigue o volvemos a él cada cierto tiempo, como un espíritu o porque tienen alma. Y Rosa no ha podido dibujarla mejor en ese círculo rojizo.
    Enhorabuena a ambos. 🙂

  2. Paloma Muñoz dice:

    Me ha encantado esta corta pero encantadora introducción a ese fantasma de los libros. Es sencilla y al mismo tiempo emotiva y encierra una gran verdad como comenta Mariola: el gran amor que se siente por el mundo de los libros con fantasma incluido o sin él.
    Me encanta por supuesto la ilustración de Rosa García. es misteriosa, inquietante.
    Un abrazo,
    Paloma

  3. olgabesoli dice:

    Precioso principio de convocatoria, que abre el apetito para leer el resto de los relatos y observar las otras ilustraciones. ¡Esperemos que la cadena de esos fantasmas no se rompa nunca! La ilustración de Rosa lleva consigo un halo de misterio al igual que el relato Un trabajo perfecto. Felicidades.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: